Baby led weaning (Parte II): cómo iniciarse con un plan de comidas blw

En el artículo anterior analizamos la evidencia alrededor del método Baby Led Weaning (BLW). Ahora sabemos que el BLW es, al menos, un enfoque igual de válido que las papillas.

En esta segunda parte veremos cómo ponerlo en práctica, cuáles son los mejores alimentos para empezar y muchas otras cuestiones que te ayudarán durante los primeros meses.

¡Empecemos!

Nota: Si quieres un pdf del plan de comidas con un resumen de los principales puntos del artículo, puedes descargarlo ya pinchando aquí. (Si no te funciona el enlace, descarga el ebook regalo desde aquí para tener acceso al pdf del plan de comidas).

 Advertencia

Si has visitado a tu pediatra, es probable que hayas salido con un esquema minucioso de los alimentos y cantidades que debe comer el niño a partir de los 6 meses. En nuestro caso, recibimos un dossier de 10 páginas con la alimentación mes a mes. Este es un extracto del mes 7:

recomendaciones tradicionales de alimentos

Parte del dossier sobre el plan de alimentación que recibimos del pediatra

 

Como verás, tiene cierto aspecto envejecido… ¡y es que es del año 2010! Por aquel entonces, las papillas reinaban en solitario en el mundo de la alimentación complementaria.

Es difícil hacer algo diferente a lo que tu pediatra te recomienda, lo sé. Es normal que te entren dudas y puede que sucumbas ante la presión y acabes adoptando la rutina de las papillas. No pasa nada. Si estás en esta situación, al final del artículo te doy algunos consejos de cómo sacarle partido a los triturados. También incluyo una opción intermedia que contempla sólidos y papillas (BLW mixto).

Si, por el contrario, decides subirte al carro del BLW, prepárate para recibir algunas críticas y muchas advertencias. Sólo los rebeldes estarán preparados para aguantarlas 😉

 

 ¿Cuándo empezar? Observa a tu hijo, no su edad

Oirás con frecuencia: “A los 6 meses los bebés ya están preparados para ingerir sólidos.

Esta cifra es un valor promedio. Lo normal es que esté preparado sobre los 6-8 meses (detalle), pero puede ocurrir que le cueste más tiempo, sin que eso conlleve ningún problema.

Más que en su edad, lo importante es que te fijes en ciertas señales que indican que está preparado (estudio):

  • Es capaz de sentarse erguido manteniendo la cabeza recta. Eso suele ocurrir a partir de los 4-6 meses.
  • Tiene un desarrollo motor adecuado. Sabe coordinarse para coger un alimento y conducirlo hasta la boca.
  • Muestra interés por la comida. Si cuando estáis comiendo, el niño se acerca a intentar coger vuestra comida, puede ser una señal de curiosidad por probarla.
  • No tiene el reflejo de extrusión. Es un mecanismo que les hace empujar los sólidos de la boca. Suele desaparecer sobre los 4-6 meses, pero puede tardar más. Sabrás si lo tiene (o no) cuando le ofrezcas su primer alimento (alimento de test).

Aunque todo lo anterior se cumpla, es posible que sientes a tu hijo con toda la ilusión en su trona, le ofrezcas algún alimento y ocurra lo siguiente:

Sí, a los niños les encanta poner a prueba la fuerza de la gravedad con la comida (o con lo que tengan a mano). Puedes volver a intentarlo, pero si tu hijo rechaza la comida en repetidas veces, no le fuerces. Piensa que muchos niños tardan más en aceptar los sólidos porque su sistema digestivo todavía no está preparado. Es una medida de protección.

Si acepta el alimento de test (luego veremos con cuáles empezar) es momento de elegir nuestros blw-alimentos.

 Cómo elegir nuestros BLW-alimentos

El objetivo de los primeros meses con los sólidos es más de exploración que nutricional. Empieza con alimentos sencillos y, a medida que el niño mejore sus habilidades, puedes ir ofreciéndole la misma comida que coméis en casa.

Antes de pasar a los alimentos concretos, vamos a analizar qué características deberían reunir para formar parte de nuestro plan.

 

Tamaño

La anchura justa para que el niño lo pueda agarrar con la mano cómodamente. Y la longitud suficiente para que le sobresalga y poder morder (o lamer) sin problema. Es más sencillo para ellos si los trozos tienen forma alargada:

blw tamaño

Alimentos cortados de forma alargada para que sean fáciles de coger por el niño

Con el paso del tiempo, aprenderá a hacer la pinza con los dedos para comer alimentos más pequeños, tamaño guisante. Y después, le ensañaremos a dominar el arte de la cuchara 🙂

Textura

Los dientes no deberían ser una limitación para ofrecer diferentes alimentos. Sin embargo, la textura de estos alimentos debería adaptarse para facilitar la tarea de trituración.

Utiliza alimentos que se puedan masticar fácilmente con las encías. Algunas verduras o tubérculos son perfectas cuando se cuecen. Y lo mismo para algunos tipos de fruta madura.

blw textura

Intenta que la fruta y la verdura estén blandas para facilitar que las mastique con las encías.

 

El alimento ha de estar lo suficientemente blando como para poder aplastarlo entre su dedos. Si el alimento es más rígido, asegúrate de que no se puede partir fácilmente en trozos más pequeños.

A medida que el niño mejore sus habilidades motoras, mastique y trague mejor, podemos introducir texturas más complejas.

Criterios de selección

Para elegir los alimentos adecuados, tenemos que considerar el requerimiento del hierro. El hierro es una de las mayores preocupaciones de los padres que deciden hacer BLW y es objeto de ataque de los pediatras. La leche materna es baja en hierro (revisión) y esto hace que tengamos que introducir alimentos que lo contengan.

Aquí tienes una tabla con algunos criterios que te ayudarán a elegir los alimentos para los primeros meses:

tabla alimentos blw

Criterios para seleccionar los alimentos BLW los primeros meses

 

Sobre los alimentos “a evitar”, algunas aclaraciones:

  • La miel se recomienda a partir del año debido al riesgo de infección por botulismo, causado por una bacteria (revisión). Aunque el riesgo parece ser bajo, es mejor posponerla por precaución.
  • Las verduras de hoja verde, como acelgas, espinacas, lechugas etc. tienen contenidos de nitratos que pueden ser perjudiciales, en especial para niños menores de 6 meses (estudio). Y, aunque tomando ciertas precauciones se podrían reducir mucho los riesgos, es prudente posponer su ingesta hasta el año.
  • Se recomienda evitar los frutos secos hasta los 3 años por su estructura rígida y tamaño, ya que incrementan el riesgo de atragantamiento (estudio). Sin embargo, podrías usarlos en formato mantequilla.
  • Lácteos: es mejor evitarlos antes del año por su pobre contenido en hierro y porque entorpecen su absorción (revisión).

 

Ahora sí, estamos listos para elaborar la lista de la compra con nuestros BLW-alimentos.

 Los BLW-alimentos

Basándonos en los criterios anteriores, te propongo algunos alimentos por los que puedes empezar:

blw carnes y pescados

 

Frutas y verduras

La base de la alimentación de los adultos debería contener muchas frutas y verduras a diario. Si queremos que nuestros hijos incorporen este hábito cuando sean adultos, debemos ofrecérselas cuanto antes.

El plátano o el aguacate son alimentos excelentes para empezar (como alimentos de test), por su textura, tamaño y valor nutricional. No he añadido la manzana por su textura rígida, pero al horno es perfectamente válida y una fuente excelente de nutrientes y fibra.

Una buena forma de maximizar la absorción del hierro es combinarlo con alimentos ricos en vitamina C (estudio). Ejemplos de alimentos que lo contienen en altas dosis son el pimiento rojo, el brócoli o la papaya.

Un apunte respecto a los cítricos: existe cierta creencia popularizada de que los cítricos pueden ser peligrosos por su acidez para el intestino del niño, pero no hay evidencia que justifique su retraso. Si tienes cierto temor, puedes introducir alguno de los alimentos anteriores ricos en vitamina C.

 

Carnes

Hay que destacar la carne por su alto contenido en hierro, necesario para complementar la lactancia materna. En concreto, el hierro de las carnes rojas es especialmente bien absorbido (estudio, estudio).

Las carnes rojas han sido demonizadas por los medios de comunicación por encontrar alguna relación entre su consumo y enfermedades cardiovasculares. Pero si analizamos estudios serios, estos factores desaparecen para individuos sanos (estudio, estudio). Por tanto, debería ser un alimento para incluir en nuestro plan de comidas BLW.

Aunque en menor medida, las carnes de cerdo y pollo también son buenas fuentes de hierro. Pero si hay un alimento cuyos niveles de hierro lo convierten en magnético, ese es el hígado. Pero no sólo es rico en hierro. El hígado (de pollo o vaca) es de los alimentos con mayor cantidad de nutrientes de la naturaleza.

Consejo: la mejor forma de introducir las carnes es haciendo hamburguesas o albóndigas de carne picada. Puedes pedir en el supermercado/carnicería que te la trituren (preferible a comprarla envasada).

 

Pescados

Nadie discute los beneficios del pescado (similares a los de la carne) y su valor nutricional. El único tema de debate es el elevado contenido en mercurio de algunos pescados grandes, como el atún. A pesar de que este posible problema podría contrarrestarse con el selenio que tienen a su vez estos pescados (estudio, estudio), es mejor no abusar de su consumo y limitarse a pescados más pequeños.

Es probable que leas que el salmón hay que retrasarlo hasta los 18 meses. Pero esta recomendación carece de sentido y puede ser contraproducente. El miedo es su alto contenido en grasa comparado con pescados azules, pero el mito de que las grasas naturales son perjudiciales está desterrado. De hecho, su alto contenido en Omega 3 es el mejor alimento para nuestro cerebro (estudio). Por no hablar de su alto contenido en hierro.

Consejo: si vas a pedir que te lo corten, recalca que es para un bebé y que no puede quedar ninguna espina.

 

Complementos

Los complementos pueden servirte para cocinar otros alimentos (aceites o mantequilla) o para añadir un extra de sabor y nutrientes (ajos, cebollas etc.). Algunos detalles:

  • Huevos: pocos alimentos tienen un perfil nutricional mejor que el huevo. Lo he añadido como complemento, pero puede ser un alimento por sí mismo. Todavía se sigue aconsejando dejar de lado la clara del huevo por riesgo de alergia. Pero hoy sabemos que no existe beneficio en retrasar su ingesta, más bien al contrario. Empieza haciendo una tortilla con un huevo para ver qué tal le sienta.
  • Aceites y mantequillas: el aceite de oliva es perfecto para añadir en crudo a las verduras, ya que aporta un extra de calorías que éstas no tienen. Tanto el aceite de coco como la mantequilla, al ser ricos en grasa saturada, son perfectos para cocinar.
  • Ajo y cebolla: ambos son alimentos con increíbles beneficios y aportan mucho sabor como complemento a las comidas. Además, es recomendable que se vaya acostumbrando a su sabor cuanto antes.

 

 El Plan de alimentación BLW

Te propongo empezar con un alimento al día para evaluar la aceptación del niño. Y cada día introducir alimentos nuevos y añadir algún alimento de la semana anterior. Este sería el esquema:

Introduccion alimentos blw 2

 

Algunos estudios (detalle, estudio) recomiendan esperar más de 3 días para introducir un nuevo alimento, aunque estudios más recientes no ven problema en ofrecer varios alimentos al día. La pega de introducir más de un alimento al día es que, si le produce alguna intolerancia, será más difícil identificar el causante. Lo prudente tal vez sea algo intermedio, por ejemplo, ofrecer un alimento al día.

En la siguiente tabla puedes ver una propuesta para el primer mes de BLW en base a los alimentos que hemos escogido antes. Verás que sólo he puesto un alimento por día pero, a partir de la segunda semana, puedes añadir cualquiera de la semana anterior.

Plan alimentos blw 2

En la parte derecha de cada alimento hay 3 iconos que reflejan el grado de aceptación del niño. Puedes utilizarlos para tener registrado cada alimento y, en caso de que no se lo coma, volver a ofrecérselo más adelante:

aceptacion nuevo alimento blw

Grado de aceptación de un nuevo alimento representado en la tabla

 

El plan es para los primeros 28 días. Más adelante puedes seguir introduciendo nuevos alimentos y ofreciéndole platos con varios alimentos combinados. El objetivo es que, transcurridos unos meses, el niño coma lo mismo que cocináis en casa (con ciertas adaptaciones).

Las primeras semanas he añadido alimentos muy fáciles de comer por el niño para que no te desanimes, aunque no sean especialmente ricos en hierro. A partir de entonces, procura introducir un alimento rico en hierro en cada comida (marcado en la tabla como “Fe”) y combinarlo con otro rico en vitamina C (marcado en la tabla como “vC”). Si todavía quieres saber más sobre el hierro (alimentos, dosis concretas etc.) en futuros artículos entraremos más al detalle.

 

 BLW-preguntas

 

¿Qué pasa con las alergias?

Hasta hace poco se recomendaba retrasar ciertos alimentos potencialmente alérgenos para reducir la aparición de una posible alergia. Hoy la evidencia apunta a todo lo contrario: cuanto antes se introduzca un alimento potencialmente alérgeno (a partir de 6 meses) más posibilidades de revertir la alergia (estudio, meta-análisis, detalle). Esto incluye los alimentos como el huevo o el cacahuete (en formato mantequilla).

Respecto al gluten, la evidencia no es concluyente. Parece que el riesgo de celiaquía no aumenta por introducir el gluten antes del año y no está claro si aumenta cuando se retrasa en exceso su introducción (revisión, meta-análisis). La decisión de introducir gluten o no los primeros meses es algo personal. En mi opinión, no me parece el mejor alimento para introducir dado el potencial efecto nocivo que puede tener en el intestino en formación del niño.

Si en la familia tenéis algún antecedente con alergia a cierto alimento, vigila más de cerca el momento de ofrecerle dicho alimento al niño. Y, para más precaución, evita introducir nuevos alimentos hasta días después de haberle dado el alimento sospechoso.

Y… ¿puedo darle agua?

Desde el momento que toma sólidos, puedes ofrecerle agua durante las comidas o en algún otro momento si te lo pide. Suelen aprender rápido con los botes adaptados para bebés. Que tengan 2 asas les facilita la tarea de agarrar cómodamente.

beber agua blw

Inicios con el agua. Ejemplo de vaso adaptado.

 

Además del agua en sí misma, una buena idea es aprovechar el agua que has usado para hervir alimentos y dársela en formato sopa. Es una forma excelente de aprovechar los nutrientes que se desprenden del proceso. Una de las sopas más recomendables es un caldo de huesos de vacuno: contiene calcio y colágeno, entre otros muchos nutrientes.

 

Azucar y sal

En nuestro mundo de adultos, estamos acostumbrados a abusar de los potenciadores de sabor, como la sal y el azúcar, y hemos perdido la sensibilidad al sabor natural de los alimentos. Por suerte, todavía no hemos “pervertido” el paladar de los niños. Ambos elementos son totalmente prescindibles:

  • Azúcar: evita dárselo a tu hijo el mayor tiempo posible. El azúcar es uno de los principales responsables de múltiples enfermedades modernas y muchos “productos para bebés” lo contienen. Mantente alerta.
  • Sal: no es tan dañina como el azúcar pero conviene acostumbrar al niño a comer sin ella.

 

¿Antes o después de tomar leche?

La introducción de sólidos no debería desplazar la leche materna, al menos hasta los 2 años. Dependiendo de la fase en la que estés, te aconsejo:

  • Si quieres que la leche materna sea el alimento principal, te recomiendo ofrecerle comida después de la toma de pecho. De esta forma, no comerá mucho pero se divertirá experimentando con texturas y sabores.
  • Si quieres comenzar el destete, es conveniente que le ofrezcas primero la comida y después el pecho.

 

 Extras

Cómo aprovechar las papillas o triturados

Si decides darle a tu hijo triturados como fuente principal de alimento, no es el fin del mundo. No es lo mismo que el BLW, puedes hacer algunas cosas para exprimir la experiencia:

  • Los alimentos del plan anterior son igualmente válidos para que prepares los triturados. Te recomendaría que empezaras con triturados sencillos (pocos alimentos) y fueras añadiendo nuevos progresivamente. Evita los “potitos” y comida industrial para bebés.
  • No le fuerces a que coma por todos los medios y estate pendiente a sus signos de saciedad o rechazo. Por ejemplo: gira la cabeza, cierra la boca, golpea la cuchara, quiere bajar, escupe la comida, etc. Y no le engañes para que coma…

  • Añade en el puré trozos blandos para que se acostumbre al sólido y a masticar.
  • Deja que de vez en cuando comande la cuchara, aunque tú le guíes.

 

Baby led weaning ¿mixto?

Los adultos no basamos nuestra alimentación en purés o cremas. Sin embargo, sí solemos comerlos de vez en cuando. Por la misma razón, no hay nada de malo en ofrecerle a tu hijo triturados o combinarlos con sólidos.

blw mixto

Algunas ventajas:

  • Si la idea es que el niño acabe comiendo con cuchara, puede ser beneficioso dejar que se vaya acostumbrando a comer con ella (aunque al principio se la des tú).
  • En ocasiones puede tener hambre y estar cansado, por lo que le puede apetecer que le des la comida. Y esto aplica tanto para triturados como para sólidos.
  • Con los triturados es más fácil asegurase de que come ciertos nutrientes, como el hierro. Si es algo que te preocupa en exceso, puedes darle los alimentos ricos en hierro en este formato.

 

Mi experiencia

En general, la valoración de la experiencia ha sido muy positiva. Después de 6 meses de BLW, el niño es capaz de comer por sí mismo la mayor parte de alimentos. Algunas cosas que destacaría:

  • Hasta casi los 9 meses no comía cantidades considerables. Se divertía más jugando y experimentando.
  • Hay alimentos que le gustan más que otros y otros que no le gustan. En este último caso, alguno le ha acabado gustando tras ofrecérselo repetidas veces.
  • De vez en cuando le hemos dado triturados y la experiencia ha sido positiva. Le gusta mucho que le den purés con la cuchara mientras manipula alimentos con las manos.

 

Primeros meses de baby led weaning 2

Primeros meses de baby led weaning

 

Algo que debes saber: el BLW implica suciedad, requiere tiempo y paciencia. El niño se toma su tiempo con la comida, además de ensuciarse (y ensuciar) bastante. Al principio no te importa, pero cuando lo tienes que limpiar 2 o 3 veces al día, te puede acabar desesperando. Y en ocasiones el dolor es doble: rechaza lo que le has preparado con esmero y bombardea de comida los alrededores.

 

Resultado del asedio de alimentos tras el blw

 

Lo que no te voy a negar es que ver sus progresos es impagable 🙂

 

 Conclusión

Muchos padres que empezamos con BLW nos vemos inmersos en un mar de dudas. La libertad de decisión que promueve el enfoque es, sin duda, beneficiosa. Pero en ocasiones necesitamos algunas directrices que nos sirvan de base.

La idea de este artículo es que tengas una guía con la que empezar. Pero puedes cambiar los alimentos o la frecuencia de su introducción como consideres.

El BLW requiere tiempo y dedicación. Ten presente que los primeros meses son de exploración y comerá pequeñas cantidades. No te desesperes.

Por último, la alimentación de los primeros años de vida puede sentar las bases de la salud y bienestar futuros. Tenemos una ventana de oportunidad para mejorar la de nuestros hijos. ¡Aprovechémosla!


PD: Si todavía no tienes el pdf resumen del artículo, puedes descargarlo ya pinchando aquí.

Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Si te ha gustado el artículo, ¡compártelo!

Únete GRATIS a nuestra comunidad de Rebeldes y consigue ahora:

>> Ebook "7 mitos sobre crianza que la ciencia ha desmentido

>> Suscripción para recibir todos los artículos y guías nuevas

>> Contenido exclusivo sólo para suscriptores

Rebélate ahora

y recibe GRATIS el ebook: 


Artículos

16 Comentarios

  1. Lucía

    Gracias por el artículo! Nuestra nena tiene 8 meses y está empezando a comer algo de fruta y a veces le damos a probar de nuestra comida y parece que le gusta, jeje. Todavía toma pecho y según la pediatra está sana. Nuestra idea es seguir dándole nuevos alimentos cada día, como propones. A ver qué tal evoluciona!

    Responder
    • Albert

      Gracias por comentar, Lucía.
      Genial que ya coma lo mismo que vosotros, ¡ese es el objetivo final! La única precaución si le dais vuestra comida es, en la medida de lo posible, que no lleve sal ni azúcar. Podéis apartarle una ración mientras cocináis y luego sazonar a vuestro gusto.
      Y, como dices, trataría de ir ofreciéndole nuevos alimentos y tener presente el requerimiento del hierro (ofrecerle un alimento que lo contenga en cada comida).

      Responder
  2. Silvia

    Hola Albert! Me ha venido genial el artículo. Ya me he impreso el pdf para colgarlo en la nevera!
    Una pregunta: el niño come en la trona con vosotros? He leído que es beneficioso que vea a los demás comer para que lo asocie con la comida.
    Gracias!

    Responder
    • Albert

      ¡Hola Silvia!
      En nuestro caso no, le dábamos primero su comida y luego comíamos nosotros. Pero sí que es cierto lo que dices. En muchas cosas, los niños aprenden por imitación. Por tanto, que te vean comer les sirve para aprender cómo hacerlo ellos. Si tenéis la posibilidad es la mejor opción, porque además se sienten partícipes de las rutinas familiares.

      Responder
  3. Mar

    Interesante artículo!! Ya me hubiese gustado a mí tener tanta información cuando empecé… Porque mi experiencia ha sido fruto de la improvisación y sentido común, viendo cómo se sentía ella y nosotros los papis. Si bien no era nuestro plan hacer BLW, de repente nos vimos embebidos en él, es fácil cuando tienes una hija con mucho interés por la comida. Aunque es cierto que al principio lo hacíamos mixto, ahora ya come de todo y con nosotros en la mesa. Es muy divertido verla comer!

    Responder
    • Albert

      ¡Muchas gracias Mar!
      Como os pasó a vosotros, algunas familias no conocen lo que es BLW, simplemente sus hijos muestran interés por la comida y ellos se la ofrecen. Sin embargo, saber más al respecto es útil para evitar posibles problemas, como el riesgo de asfixia.

      Responder
  4. Rafaela

    Quiero mucho intentar este método, ya que mi bebé tiene 8 meses y no está muy dispuesto a comer, solo acepta frutas y en forma de puré, a ver si la curiosidad le ayuda

    Responder
    • Albert

      ¡Hola Rafaela! Suele ser habitual que tengan preferencia por las frutas, porque el sabor dulce lo asocian a alimentos más saciantes. Si sólo acepta papillas, puede ser que no esté preparado para sólidos. En algunos casos puede pasar que los niños tarden más de 8 meses. En cualquier caso, intentaría introducir algún alimento rico en hierro en las papillas.

      Responder
  5. Bárbara

    Hola Albert
    Gracias por toda esta información tan completa y por facilitarnos la plantilla, yo también la he colgado ya en la nevera! Pero haremos algunas adaptaciones como adelantar la introducción del pollo retrasando un poquito la de carne roja… Ahora la pregunta del millón: y las legumbres??? A partir del Día 29? Alguna razón para retrasarlo tanto? Saludos!

    Responder
    • Albert

      Hola Bárbara,
      gracias por comentar. No he incluido las legumbres en el primer mes por dos motivos:
      1. Su densidad nutricional es inferior a la de los alimentos del plan (verduras, frutas, carnes y pescados).
      2. Lo habitual es que el niño/a no sepa hacer la pinza con los dedos para coger alimentos pequeños los primeros meses (aunque podrías dárselos triturados o mezclados con otros alimentos en formato “hamburguesa” o “croqueta”).
      En nuestro caso, le dimos a nuestro hijo lentejas y garbanzos a partir del año, pero no habría problema en introducirlos antes. Otra legumbre interesante son los guisantes.
      ¡Saludos!

      Responder
      • Barbara

        Genial! En casa seguramente empecemos antes del año porque nos gustan mucho. Y los cereales?? Cuándo y de qué forma empezasteis? Gracias de nuevo

        Responder
        • Albert

          ¡Estupendo!
          Nosotros empezamos a darle algo de arroz (con caldo de cocido) sobre los 10 meses, pero se podría introducir antes. El arroz nos parece mejor opción que el trigo moderno, que tiene gluten y suele estar muy refinado

          Responder
  6. Mary

    Hola Buenos días, mi bebe acaba de cumplir seis meses, le estoy introduciendo compotas de frutas licuadas, mi pregunta es como le introduzco las carnes, los pimientos, calabacines, etc.???? Este blog me parece muy interesante pero me da como miedo darle cosas picadas, como le hago??? gracias buen día!!!!!

    Responder
    • Albert

      Hola Mary,
      para el caso de las frutas y verduras, prueba con trozos que pueda agarrar fácilmente y de textura blanda (verdura cocida y fruta madura).
      Para la carne puedes hacerle hamburguesas naturales con carne molida de cerdo/pollo/vacuno.
      No tendrías que tener miedo siempre y cuando tu bebé cumpla con los puntos que comento en el apartado de “¿Cuándo empezar?”. Ten en cuenta que, con 6 meses, lo más probable es que coma pocas cantidades, así que paciencia.

      Responder
  7. gissel Balcazar

    Hola,
    mi bebé tiene 1 año y no le gustan mucho las legumbres. Cómo podría hacer para q le gustaran?
    Sería tan amable de subir un recetario semanal de qué podríamos darle de comer diariamente a nuestros bebés y cuantas comidas al día? Gracias

    Responder
    • Albert

      Hola Gissel,

      algunos experimentos apuntan que, para ayudar a que el niño acepte un alimento, es aconsejable ofrecerlo múltiples veces a lo largo de los días. En nuestro caso, algunas verduras que le pusimos a Dani, le acabaron gustando tras varios intentos. Si ves que sigue sin comerlas, no me preocuparía demasiado por el momento ya que puede obtener los nutrientes de las legumbres mediante otros alimentos (verduras, carnes, pescados, huevos etc.).

      Respecto al recetario, por ahora sólo he elaborado un plan de alimentos para el primer mes de BLW. Tengo pendiente ampliarlo en el futuro 🙂

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de la política de cookies, pincha en el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies